LA FUERZA Q NECESITAS

Si quieres ser discípulo de Jesús como los apóstoles, como tantos santos que le han querido a lo largo de la Historia. Necesitas buscarle, encontrarle y amarle. Pero tú solo no puedes, necesitas acercarte a la luz de la oración, beber la fuerza que da la gracia de los Sacramentos y seguir el grito del Papa que te dará ánimo tantas veces:

 

Queridos jóvenes, ¡No tengáis miedo de Cristo! Él no quita nada, y lo da todo. Quien se da a él, recibe el ciento por uno. Sí, abrid, abrid de par en par las puertas a Cristo, y encontraréis la verdadera vida

 

Jesús te busca los 31.536.000 segundos que tiene este año, y los “31.536.000 x X años” que tiene tu vida. Y lo hace de las mil maneras que solo el amor es capaz de inventar. Lo da todo por ti. Y cuando por fin tiene tus respuestas su corazón se alegra y se llena de agradecimiento. 

 

Tu madre la Virgen está siempre y más cuando lo necesitas. Dile que te ayude.

 

En esta página hay 5 herramientas que te van a ser muy útiles para no dar la espalda a ese deseo de Jesús. 

¡No dejes que se oxiden!